Es una mezcla que contiene aceites refinados procedentes del tratamiento del orujo de oliva y una pequeña proporción de aceite virgen. Acidez máxima de 1º. En sentido estricto no se puede considerar aceite de oliva. Su calidad es notoriamente inferior a la de todas las demás categorías.

Aceite de orujo de oliva